Viviendas sostenibles, Inmobiliaria Costa Blanca


Actualmente la palabra sostenibilidad está de moda, e incluirla en el sector de la construcción de viviendas de obra nueva, ha supuesto un gran aporte para intentar conseguir varios de los grandes retos del siglo XXl, como por ejemplo: acabar con el agotamiento de los recursos fósiles (el carbón, el petróleo y el gas natural), la optimización de los procesos económicos, y la conservación de los recursos naturales.

La concienciación global de cómo está afectando el desarrollo del hombre en el medio ambiente y la necesidad de ahorrar energía y recursos, ha provocado que el sector de la  construcción se preocupe cada vez más por el impacto de las viviendas en el entorno y encontrar una armonía con el medio ambiente.

A partir del 1 de Enero de este año 2021 en España se aplica la normativa de la directiva para toda la Unión Europea, en la que se lleva trabajando en Bruselas desde el 2012, que obliga a todas las nuevas construcciones residenciales sean de consumo de energía muy bajo y así apoyar de esta manera la lucha contra el cambio climático contribuyendo en la reducción de emisiones de gases a la atmósfera terrestre.

Existen datos que afirman que los edificios consumen entre el 30% y el 40% de los recursos naturales. Además contribuyen entre un 40% y el 50% de las emisiones de CO2, tanto durante el proceso de la construcción, como a lo largo de la vida útil del inmueble.

Sin embargo cabe destacar que las viviendas sostenibles consumen alrededor de un 60% menos de energía y un 40% menos de agua que una construcción tradicional, un dato muy impactante.

¿Qué es una vivienda sostenible?

El término vivienda sostenible cada vez tiene más presencia en la actualidad y ya es hoy día un requisito para la mayoría de los clientes de la inmobiliaria Naranja Spain, que buscan comprar viviendas de obra nueva.

Las viviendas sostenibles son aquellas que intentan minimizar al máximo el impacto de su construcción sobre el medio ambiente y que tiene como objetivo reducir el consumo energético generando sus propios recursos, capaces de almacenar y producir energía de fuentes renovables, fomentando la utilización de materiales reciclables.

Pinterest.es

Algunos de los factores más importantes a tener en cuenta antes de construir una vivienda sostenible:

  • La orientación: con una vivienda orientada al sur permitiremos el máximo aprovechamiento de la energía solar tanto para luz como para calor.
  • El terreno: es imprescindible que el diseño arquitectónico integre las condiciones climáticas del lugar.
  • La construcción: es preferible que las construcciones cuenten con espacios abiertos que permitan el paso del aire para lograr una ventilación natural. Además deben usarse materiales aislantes en muros y paredes, así como ventanas más eficientes.
  • El entorno que rodea a la vivienda:  Para satisfacer las necesidades energéticas de la vivienda se aprovechan los recursos naturales disponibles del entorno destacando entre otros el sol, viento, vegetación, ventilación y la sombra natural.

¿Como hacer que una vivienda sea sostenible?

La elección de los materiales de construcción es el factor clave para que una vivienda sea sostenible. Los materiales más indicados son aquellos que no demandan un gran consumo de energía para su producción, los que tienen un origen renovable y supone una reducción de la energía en el hogar por sus características. 

  • Aislamiento: Una vivienda bien aislada es una vivienda más sostenible, ya que la mayor parte de la energía se gasta en los espacios que tienen aire acondicionado o calefacción, y un buen aislamiento reduce, incluso elimina ya el uso de estos sistemas. Madera, barro cocido, corcho aglomerado, fibras de papel reciclado, estos son algunos de los materiales utilizados en el aislamiento de una vivienda sostenible.
  • Instalaciones: es importante tener en cuenta el uso de materiales constructivos sostenibles para las instalaciones de las viviendas. Una alternativa plástica para las conducciones más respetuosas para el medioambiente son el polipropileno, el polibutileno y el polietileno. Se trata de materias termoplásticas que se pueden utilizar para los sistemas de calefacción, conductos de agua y drenajes. Su principal ventaja es que no contienen cloro en su composición, por lo que no son tóxicos. Asimismo son químicamente inertes, esterilizables, reciclables. y poseen una larga vida útil.
  • Fuentes de energías renovables: la energía para la producción de frío o calor proviene de fuentes limpias, como calderas de alto rendimiento y bombas de calor. La energía eléctrica se obtiene mediante sistemas de cogeneración, paneles solares o generadores eólicos. Además de aprovechar la luz natural, las edificaciones sostenibles deben utilizar iluminación de bajo consumo, como la que proporciona la tecnología LED.  
¿Cuál es el propósito de una vivienda sostenible?
  • Reducir el consumo energético: como ya hemos dicho antes, esto puede hacerse realizando un diseño que tenga en cuenta el entorno y la orientación de la edificación, para reducir los consumos en iluminación y calor. También podemos destacar entre otras  la utilización de baterías y placas solares, aunque existen otras alternativas como los pavimentos que producen energía cuando se pisan, o con hervidores de agua que aprovechan el vapor del agua para generar energía a través de las vibraciones.
  • Reducir el consumo de agua: Estableciendo sistemas de recogida de agua de lluvia o reciclar las aguas grises, es decir, aquellas procedentes de la ducha, lavadora, etc.. para el riego de jardines, descargas de los inodoros y limpieza de exteriores. 
  • Reducir los residuos generados: Los residuos generados en la propia construcción, en el momento de planificar correctamente la obra se deben separar y reciclar en la medida de lo posible.
El equipo de Naranja Spain Inmobiliaria creemos que es importante reconocer que todos individualmente, podemos empezar una transformación que ayude a mejorar la situación actual del medio ambiente. Aquí os dejamos algunos consejos que puedes realizar para empezar a poner tu granito de arena por un mundo mejor:

¿Cómo reducir la factura del agua?

  • Duchas rápidas, cierra el grifo mientras te enjabonas, lavas los dientes, las manos o te afeitas.
  • Pon una botella llena dentro de la cisterna del retrete para que no salga tanta agua cada vez que tiras de la cadena.
  • En lugar de tirar el papel higiénico al inodoro tíralo en una papelera. Tampoco tires cigarros u otros elementos como si fuera una papelera.
  • Cuando pongas una lavadora, asegúrate de que esté llena al máximo. También usa programas que gasten menos. 
  • Si tienes un grifo que gotea, ¡arréglalo!
  • Si tienes una zona exterior en tu casa usa la escoba para limpiar dicha zona en lugar de la manguera. 

¿Cómo reducir la factura de la luz?

  • Aprovecha al máximo la luz natural; abre cortinas y persianas.
  • Utiliza luces LED para la iluminación de tu hogar.
  • Apaga la luz cuando salgas de una habitación.
  • Usar electrodomésticos eficientes clasificados con la etiqueta energética, ya que ahorran hasta un 50%.

 

  • Si usas aire acondicionado, gradúa el termostato a una temperatura soportable, cada grado suplementario del aire acondicionado representa un 7% más de consumo energético.
  • Apaga tu ordenador si no lo estás utilizando, un aparato en posición de espera puede representar hasta un 70% de su consumo diario.
  • Desconecta todos los aparatos eléctricos que no estés utilizando, al estar conectados consumen energía (aunque no estén encendidos).
  • Descongela tu congelador, la escarcha crea un aislamiento que puede aumentar un 20% extra de consumo eléctrico.
Si estás pensando en invertir en una nueva vivienda en el área de la Costa Blanca, contacta con nosotros, somos la inmobiliaria Naranja Spain, una familia de confianza, con más de 15 años de experiencia en el sector inmobiliario y con alto porcentaje en la compraventa de viviendas, estaremos encantados de informarte sin ningún compromiso.

© 2021 Naranja Spain · Nota legal

Privacidad · Cookies · Mapa Web · Diseño: Mediaelx